Campings en Europa

Nos tomamos el atrevimiento de redactar estas líneas porque pensamos que a alguien le puede llegar a ser útil nuestra experiencia de campings europeos. A modo introductorio, les contamos que somos Flor y Seba, una pareja argentina que en el 2014 viajamos por Europa por 23 países (no contamos el Vaticano por pedido personal del Papa (?)), la mitad del año de mochileros y la otra mitad en bicicleta. Antes de salir habíamos escrito un artículo en el que hablábamos de los refugios de montaña de El Bolsón AQUÍ, y nos pareció copado hacer algo similar con los campings que vimos en nuestra travesía por el viejo continente.
Para empezar este pequeño artículo es necesario advertirle a nuestros estimados lectores, presuntamente sudamericanos, que los campings en Europa, en su mayoría, tienen poco y nada que ver con lo que nosotros estamos acostumbrados. La idiosincrasia de éstos radica en su orientación hacia un público “jubilado” que viajan en casas rodantes, o en su mayoría, motorhomes (metí “idiosincrasia” y “radica” en una oración, estoy hecho un campeón). O sea, los campings están en lugares bonitos, en medio de la naturaleza muchas veces, pero tienen TODOS los chiches en cuanto a confort, mucha preparación para los vehículos caseríos, y algún lugar pequeño y escondido para las carpas. Pocas parrillas, claro (a excepción de Grecia, pero ya llegaremos ahí). Como dato de color les contamos que allá es muy común que la gente mayor (jubilada) se vaya a “vivir” temporalmente, por varios meses o años a campings, donde se instalan y disfrutan de sus años de descanso. Cuando se cansan del lugar, levantan todo y se van a vivir a otro camping. Es algo bastante común para ellos.

Nuestro modo de viaje en la etapa de bicicleta (y de la cual nos enamoramos) se llama “ciclo-camping”. Es parecido al ya más conocido Cicloturismo, pero en lugar de pedalear de día y dormir en hotel/hostel de noche, ponemos la carpa en algún lugar agradable. Para los viajeros baratos (¿ratones?) como nos, existe la posibilidad de hacer “acampe libre” tranquilamente en gran parte de Europa (tenemos entendido que en España y Portugal se ponen la gorra pero no lo comprobamos por nuestro recorrido), siempre y cuando no se ponga la carpa cerca de la casa de nadie que nos venga a tirar la bronca. A pesar de nuestro amor con el acampe libre y el ciclocamping, recolectamos suficiente información como para describir un poco sobre los campings europeos:

Campings en Europa
Alemania

Europa occidental:

No vamos a hacer un “recorrido” por TODOS los países que visitamos porque sería aburrido, pero vamos les contamos sobre los que más tiempo estuvimos y que mejores sensaciones nos dejaron.

Italia

En la tía patria (?) tuvimos la suerte de poner la carpa en algunos lugares, y usamos camping organizado (¡un campeggio!) en Trieste, una pequeña ciudad al noreste del país, en el límite con Eslovenia. Fue el primer país donde nos encontramos con lo que luego se convertiría en “normal”: Los campings preparados para motorhomes, donde te cobran el enchufe si querés usarlo, no hay luz en las parcelas de acampe… pero bueno, estábamos en Trieste, una bellísima ciudad portuaria. La ducha con agua caliente estaba incluida en el precio.

Lo que sí… ¡¡fue el lugar más frío de todos los que acampamos porque el camping estaba en la punta del monte!! Vestidos adentro de la bolsa de dormir, con buzos y pantalones de invierno jaja y bueno, era el camping más barato por la lejanía.

Los precios en Italia van desde los 5 euros por persona por día y 10 por carpa en adelante (la carpa se paga una vez sola, igual es caro), en ciudades “baratas” como Trieste, mientras que en puntos turísticos como Roma y Florencia, todo sube: entre 8-10 por persona por día.

Campings en Europa
Italia

Croacia

Este país fue un descubrimiento para nosotros. Combina excelentemente la playa, con ruinas del antiguo Imperio Romano y unas joyas naturales excepcionales, sobre todo en sus parques nacionales (Plitvice, Krka, etc). El acampe libre es muy fácil de lograr y los precios de los campings organizados son bastantes más bajos que en su vecina Italia. Es muy favorable que el país no tenga TAN inculcada la cultura del turismo (por cuestiones políticas-históricas recién ahora se está accidentalizando, quiero decir occidentalizando fuertemente), lo que lleva a que mucho sea menos empaquetado, y por ende, (al menos para nosotros) mas disfrutable.

Los precios oscilan entre los 3-4 euros por día por persona. En algunos lugares cobran la carpa, en otros no. Depende de que tan turístico sea.

Campings en Europa
Croacia

Alemania

Hicimos “camping organizado” una vez sola en el más de un mes que pedaleamos en Alemania. Nos resultó caro en un momento en que la plata ya nos escaseaba, y sumado a la facilidad del acampe libre que hay en los estados germanos, todo nos llevó a utilizar poco los campings. Sin embargo, eso no fue motivo para que nos paremos en la entrada de cada uno que pasábamos y miráramos los precios y las comodidades que tenían.

En general estaban repletos de motorhomes (acá ya no se veían las “casas rodantes”), con acceso a electricidad en cada parcela, espacio de lavado de ropa/platos, restaurant, wifi (en algunos la señal llegaba incluso en los sectores de carpa, y en otros, solo en los restaurantes dentro del camping), etc. A pesar de todos los lujos de los que disponían, en este país fue el primero en el que vimos que se cobrase por usar la ducha. Una tarifa aparte y cronometrada (algo así como un euro cada 3 minutos de ducha). El mismo modus operandi lo encontramos en muchos de los campings de los países de “primerísimo” mundo.

En Alemania también empezamos a utilizar una página de hospedaje para ciclistas (www.warmshower.org) que nos sirvió para acceder a muchos contactos que nos abrieron las puertas de sus casas para dejarnos dormir en sus livings, y nos permitieron ducharnos (todo de onda, claramente, la idea de la página es la solidaridad entre ciclistas). Muchos de esos contactos se convirtieron en buenos amigos luego, y la gran mayoría tenían grandes historias de viajes, y por supuesto, grandes consejos de acampe adquiridos en esos viajes, cosa que nos fue nutriendo para nuestra experiencia.

Campings en Europa
Alemania

Dinamarca

En el país del norte existen los Shelters, que son como cabañas o zonas de acampe gratuitas en zonas naturales que otorga el Estado a los viajantes (nacionales o extranjeros, indistintamente). Uno no se puede quedar más de dos días seguidos en los shelters, pero que más querés. Las cabañas o espacios de acampe tienen, en general, lugar para hacer fuego cerca y el pasto cortado alrededor. No disponen de duchas pero es común encontrar baños públicos en muy buen estado a lo largo de las rutas danesas.

A pesar de esto existen campings en muchas de las ciudades turísticas. Estos son más baratos que los hoteles y hostels (tomemos en cuenta que es uno de los países más caros del mundo. Sí, el mundo, entero) pero estaban fuera de nuestro alcance. La noche por persona rondaba entre los 10-12 euros y la carpa unos 10 euros agregados, además que si te querías bañar había que pagar aparte. En conclusión la cuenta daba aproximadamente 28-30 euros por noche por pareja. Fuera de nuestro presupuesto. Out. Fuori de la copa.

Estaban llenos de motorhomes y como, por los que vimos nosotros, estaban siempre cerca de las ciudades turísticas, había mucho viejito copado dando vueltas.

Si les interesa saber un poco más sobre Dinamarca y sus shelters, les dejamos el link (tiene versión danesa y en inglés, y bien gracias) con info y las reglamentaciones
http://eng.naturstyrelsen.dk/experience-nature/sleeping-outside-in-nature/
Abajo de todo dice, claramente, que “uno puede poner su carpa en cualquier área natural de Dependencia Estatal sin pedir permiso previamente”, y en caso que sea un campo privado, pedir permiso al dueño 😛 Así lo dicen desde el Estado.

Campings en Europa
Dinamarca

 

Campings en Europa
Dinamarca

Suiza

Vamos a ser sinceros, no pisamos un solo camping organizado en Suiza tampoco. El más barato, por noche por pareja, era 40 euros. Estuvimos en el país relojero 23 días y no pagamos hospedaje ningún día. ¿Cómo hicimos? Acampe libre por todos lados y dormir en casa de gente que nos invitaba a dormir en sus sillones, habitaciones libres, etc. Los suizos tienen mucha cultura de la vida con la naturaleza y si uno es respetuoso con el medio ambiente, y con las personas, no tienen problema en que pongas la carpa (y la levantes por la mañana).

Los campings organizados, dependiendo de la ciudad y su cantidad de turismo, rondaba entre los 30 y 50 euros por noche por pareja, incluyendo las duchas. Fuera de rango para nosotros, pero quizás a alguno le sirva porque sigue siendo más barato que hostels y hoteles.

Campings en Europa
Suiza

Grecia

Hay países o ciudades que a algunas personas les fascina y a otras, por A o por X, no les gusta. Nosotros fuimos con muchísima ilusión a Grecia y nos llevamos una decepción, sobre todo, por su gente. Seguramente le vamos a dar revancha y la próxima nos va a deslumbrar, como a la mayoría.

En Grecia encontramos por primera vez parrillas en los campings, no hay una por parcela, pero hay y no cobran (al menos a nosotros) por usarlas. Pasamos unos días geniales, espectaculares en Meteora, lugar donde hay unos monasterios antiguos que reposan sobre rocas gigantescas (símil a montañas), con una historia de supervivencia a las guerras mundiales, invasiones turcas y demás, que es super interesante. Como no es una zona totalmente turística, el camping fue una excelente opción por el contacto con la naturaleza. La baja temporada nos ayudó, ya que eramos los únicos en el camping jaja Por dos noches nos cobraron 12 euros en total (todo incluido). Muy bien.

Campings en Europa
Grecia

Europa del Este

Si bien viajamos por Bulgaria, Rumanía, Hungría, República Checa, Polonia, Lituania, Letonia y Estonia, en lo que refiere a “Este” de Europa o la Cortina de Hierro (en parte) acampamos poco en estas regiones porque los precios en general son bastante más cómodos que en occidente, por lo que “descansamos” de cuidar el bolsillo pudiendo dormir en hostel o habitación alquilada sin sufrir el bolsillo. Igualmente pudimos apreciar que los campings no son muy frecuentes, excepto en las ciudades de turismo (que no son muy comunes), al mismo tiempo que nos pareció bastante fácil poder hacer acampe libre por fuera de las grandes urbes. La tranquilidad de la mayoría de estos países es genial. Quedamos enamorados de Europa del Este, es un viaje en el tiempo.
Como siempre invitamos a que si alguien cayó en este post y se quedó con dudas/preguntas, que nos contacte. Siempre intentamos responder todos los mensajes, sea en el blog (aquí abajo), en la página de facebook (www.facebook.com/viajando.de.sur.a.sur), por mail o por chat; así que cualquier cosa nos escriben. En este post falta info de España, de los países Bálticos, Turquía y varios más de los que también tenemos información.

Campings en Europa
Rumania y Letonia

Nuevamente, gracias por leernos 🙂

Seba y Flor

¡ Seguí a Florencia y Sebastián en estos sitios… !

Blog: www.viajandodesurasur.blogspot.com.ar
Página en Facebook: www.facebook.com/viajando.de.sur.a.sur
Email: desurasur.flor.seba@gmail.com

Fotos y texto: Florencia Fuertes

Campings en Europa
5 (100%) 10 votes

4 thoughts on “Campings en Europa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Completa la verificación de abajo con el número adecuado * El tiempo límite ha expirado